Machu Picchu
357 artículos
Deidades incas
Haga clic para calificar el artículo

¿Cuáles fueron los dioses incas?

La religión inca estuvo ligada por las deidades de las culturas que la antecedieron, como: Chavín, Caral, Huari, Nazca, Mochica y Tiahuanaco. El historiador peruano Federico Kauffmann calificó a estas divinidades como ‘dioses del sustento’, puesto que intervenían en la obtención de alimentos. Para los incas, estas divinidades fueron: el sol, la luna, la tierra, las montañas, etc.


Según la cosmovisión inca, los dioses eran entes de la naturaleza como el sol, la luna, la tierra, las montañas, etc. Éstas habitaban el mundo superior (Hanan Pacha). Los seres humanos habitaban el mundo terrenal (Kay Pacha). Los difuntos partían al mundo de los muertos (Ukhu Pacha). El dios creador del universo era llamado Huiracocha, aunque el dios más venerado era el Inti (sol).


Huiracocha o Viracocha

  • Wiracocha es la divinidad principal de las antiguas culturas andinas, incluida los incas. Es conocido como el ‘Dios de los báculos’ pues estaba representado por dos báculos con características zoomorfas en ambas manos. Según la cosmovisión andina, representaba al dios creador del universo.
  • Los incas tomaron al Huiracocha como suyo debido probablemente a la influencia de la cultura Tiahuanaco, desde donde provenían antes de asentarse en Cusco. Este dios estuvo representado en las principales edificaciones tiahuanacos, como la famosa Portada del Sol.
  • El emperador inca Huiracocha tomó el nombre del dios creador. Así mismo, construyeron templos que, según investigaciones, fueron dedicados a esta divinidad. Una de estas es el llamado ‘Templo de Wiracocha’, ubicado en el sitio arqueológico de Raqchi, al sur del Cusco.

Inti, el dios sol

  • El sol fue la divinidad más aceptada y adorada en la cosmovisión inca quienes usaban el término quechua ‘Inti’ para referirse a él. Estaba representada por una circunferencia de oro rodeada de rayos. Sus atribuciones daban energía a la tierra, las plantas y, por consecuencia, proveía el alimento.
  • En el panteón incaico, el sol era pareja de la luna (diosa Quilla). Los incas construyeron un templo dedicado al sol denominado el Inticancha (luego pasó a llamarse Coricancha). Así mismo, el emperador inca era considerado hijo del sol y, por consiguiente, tenía atribuciones divinas para gobernar.
  • Cada año, durante el solsticio de invierno, los incas celebraban la fiesta del Inti Raymi (fiesta del sol), en la cual se realizaba una multitudinaria ceremonia religiosa en el Inticancha. Hoy, los cusqueños siguen celebrando esta representación de sus antepasados incas mediante la famosa fiesta del ‘Inti Raymi’.

Mama Quilla, la luna

  • En el idioma quechua ‘Mama’ quiere decir ‘Madre’ y Quilla ‘Luna’. Se trata de la diosa de la fertilidad y esposa del dios sol. Su importancia residía en brindar protección a las mujeres y marcar el calendario las épocas de siembras y cosechas. Era representada mediante un disco de plata y estaba en un mismo rango que el sol.
  • Según la cosmovisión inca, la luna era la madre de los fundadores Manco Cápac y Mama Ocllo. Además, durante los eclipses lunares, ésta era atacada por uno de los animales divinos, el puma o la serpiente. Se construyeron templos dedicados a esta deidad y protegidas por mujeres sacerdotisas.
  • En Machu Picchu existen una misteriosa construcción denominada inicialmente como la ‘Gran Caverna’. Sin embargo, con el transcurrir de los años, esta construcción se hizo popular con la denominación del ‘Templo de la Luna’. Se ubica dentro de una caverna en la montaña Huayna Picchu.

Pacha Mama, la madre tierra

  • La Pacha Mama era la diosa de la fertilidad de la tierra que tuvo gran importancia no solo en el tiempo de los incas, sino en las diferentes culturas andinas antes y después de éstos. Estaba representada por una circunferencia. Esta deidad estaba presente en la naturaleza (en los campos, los manantiales, riachuelos). Se podía dialogar con ella en estos lugares ya que se trata de una divinidad protectora y que proveía de alimento a la población.
  • Para rendir culto a la Pachamama no era necesario acudir a un templo, sino solamente se le entregaba ofrendas a la tierra. Algunas pobladores colocaban tres, cuatro o más piedras una sobre otra (llamadas ‘apachetas’). Generalmente, los incas utilizaban hojas de coca, carne de llama, alpaca, maíz, cerámicas, etc. Hoy, después de más de 400 años, los pobladores andinos continúan comunicándose y pagando culto a la tierra, tal como lo hacían los incas.

Pachacamac, el dios de los temblores

  • Este dios fue tomado por los incas de las civilizaciones costeras del Perú como: Lima, Chancay, Ichma, Chincha y Huari. Tras la expansión inca, éstos tomaron al dios como suyo. Estaba representado por un largo ídolo de madera con figuras zoomorfas talladas. Tenía atribuciones con la tierra, los terremotos y la predicción del futuro (función de oráculo). Su templo principal estuvo en el sur de Lima (actual sitio arqueológico de Pachacamac).
  • Los incas llegaron al templo de Pachacamac y realizaron posteriores edificaciones como la ‘Casa de las escogidas’ (Mamaconas). Si bien realizaron pequeños templos en su honor (principalmente en la región costa), el santuario ubicado en Lima fue un lugar de tal importancia, que el mismo inca iba a este lugar para rendir culto al dios Pachacamac.
dioses inca Machu Picchu
Pago a la tierra – Legado de los incas

Illapa, el dios del rayo

  • Illapa era el dios del rayo, las lluvias y los truenos. Estaba representada por la figura de un hombre sosteniendo una porra y una huaraca. Esta divinidad tenía poderes sobre la lluvia, proveedora de agua para la tierra y necesario para la producción de cultivos. Debido a ello, los incas le rendían culto con gran veneración, solo por debajo de dios sol y Huiracocha.
  • Los incas construyeron adoratorios a este dios. Incluso existe un recinto suyo dentro del palacio del Coricancha. Los incas creían que el lugar en donde caía un rayo era causado por la furia de Illapa. En tiempos de sequía se realizan ceremonias religiosas dedicadas especialmente a esta divinidad.

Apus, las sagradas montañas

  • Según los incas, los Apus eran los espíritus de las montañas. Se trataban de dioses vivientes que estaban representadas por las altas cumbres a lo largo de toda la Cordillera de los Andes. Mientras más alta era la montaña, más poder e importancia tenía. Esta creencia es anterior a los incas y sobrevive hasta hoy en el pensamiento del hombre andino.
  • Los incas le proferían gran respeto y veneración a las montañas. En Cusco las de mayor importancia eran los apus Salkantay y Ausangate e incluso el Machu Picchu. Los pagos a las montañas se realizaban con hojas de coca, chicha, sangre de llama, alpaca e incluso con sacrificios humanos, conocidos como la ‘Capacocha’.
  • Hoy, el hombre del ande tiene la creencia de que las montañas son seres vivientes divinos a los que se les debe respeto y veneración.

Los animales sagrados incas

  • La serpiente – La serpiente representaba al mundo subterráneo o mundo de los muertos. Según los incas, se trataba de un animal sabio que proveía de inteligencia a los pobladores.
  • El puma – El puma representaba al mundo de los vivos o terrenal. Según los incas, este animal simbolizaba el poder y la agilidad. Estaba tallado en algunas construcciones tanto incas como antes de los incas.
  • El cóndor – El cóndor representaba al mundo superior o divino. Según los incas, era un ave que podía comunicar el mundo terrenal con el de los dioses incas. El cóndor sigue siendo un animal sagrada para los pobladores andinos.

El legado cultural de las divinidades incas

  • La llegada de los españoles vino con la imposición de la religión occidental. Esta imposición fue paulatina y, en muchos casos, forzada con muertes.
  • Después de cientos de años, los hombres andinos sincretizaron la religión occidental pero también mantuvieron muchas costumbres y creencias de la religión incaica. Por ejemplo, los ciudadanos de Cusco y otras regiones andinas del Perú continúan realizando pagos a la tierra y a las montañas.
  • La mayoría de habitantes andinos adoran a los elementos de la naturaleza: las montañas, la tierra, las lagunas, etc.

 

Por Ticket Machu Picchu – Ultima actualización, 17 julio, 2020