Valle Sagrado
56 artículos
Mejores cosas que hacer en el Valle Sagrado
Haga clic para calificar el artículo

10 mejores cosas que hacer en el Valle Sagrado de los Incas

El Valle Sagrado de los Incas lo tiene todo: una geografía hermosa rodeada de ríos y pueblos acogedores, sitios arqueológicos con mucho valor histórico y miles de aventuras para gente de todas las edades. Hoy, es uno de los destinos favoritos por los turistas de todo el mundo. Conoce las 10 mejores cosas que hacer en este fértil valle que fue muy apreciado por los incas.

Cosas que hacer en el Valle Sagrado de los Incas
Estas son 10 de las mejores cosas que puede hacer en el Valle Sagrado de los Incas

1 – Visitar el mercado tradicional de Pisac

El mercado tradicional de Pisac se ubica a 40 minutos de la ciudad del Cusco. Se trata de un hermoso mercado artesanal cuya popularidad ha traspasado las fronteras del Perú. Se cree que desde el tiempo de los incas, el lugar ya era un importante centro comercial. Con la llegada de los españoles se mantuvo esta tradición que perdura hasta ahora. El mercado ofrece artesanías de cerámica, ropas finas de alpaca, joyerías de plata y todo tipo de souvenirs. Los días domingo es cuando ocupa la mayor parte de la plaza principal de Pisac, distrito donde se encuentra este importante mercado.

2 – Visitar Chinchero

Chinchero se encuentra a 40 minutos del Cusco y es uno de los pueblos más tradicionales y pintorescos del Valle Sagrado. Se trata de un distrito ubicado a 3780 m.s.n.m. donde aún se conservan muchas de las tradiciones culturales de siglos pasados. Los centros textiles realizan el proceso de hilado y tejido al estilo ancestral. Los domingos se realiza una feria donde aún se puede comercializar haciendo trueque. Los ‘Varayoc’ o líderes de la comunidad mantienen las tradiciones ancestrales como la típica vestimenta del poblado. Chinchero además posee un sitio arqueológico y una iglesia colonial construida sobre los restos del palacio del inca Tupac Yupanqui.

3 – Visitar Urubamba

Urubamba, la capital de la provincia del mismo nombre, se encuentra a 78 kilómetros de la ciudad del Cusco. Fue una de las más importantes zonas agrícolas en tiempo de los incas. Hoy, produce deliciosas frutas y el denominado “mejor maíz del mundo”. Su clima es una tentación para los viajeros, muchos de los cuales se asentaron a vivir en sus tierras. Posee una hermosa plaza de armas donde se encuentra una iglesia colonial adornada con bellas obras de arte. Debido a ser ruta de paso obligatoria para llegar a Machu Picchu, existe mucha oferta hotelera y turística.

Ruinas incas en Chinchero
Centro arqueológico de Chinchero

4 – Visitar las Salineras de Maras y el Centro Arqueológico de Moray

Maras y Moray son dos pueblos ubicados al oeste del Cusco a 3300 m.s.n.m. en una zona alejada del Valle Sagrado. Ambos lugares albergan dos de los atractivos turísticos más importantes de la región: las salineras de Maras y las ruinas incas de Moray. El primero son 3000 pozos de sal natural originados desde hace 110 millones de años. Las salineras es uno de los 4 únicos lugares en el mundo donde se extrae “sal rosa natural”. El centro arqueológico de Moray alberga terrazas circulares que, en tiempo de los incas, fueron laboratorios de investigación agrícola. La belleza del lugar cautiva al visitante. Ambos sitios se distancian 7 kilómetros.

5 – Hacer glamping extremo en el Valle Sagrado

El glamping es un tipo de camping pero extremo. En el Valle Sagrado se encuentra una tienda (vaina de vidrio) ubicada sobre un acantilado a 300 metros por encima del río Urubamba. Esta tienda es glamorosa pues contiene un dormitorio para 4 personas, un baño y un comedor. Sin embargo, esta aventura es recomendada solo para los amantes de la adrenalina que no le teman a las alturas. Desde allí se puede apreciar toda la belleza paisajística del Valle Sagrado de los Incas coronado por las estrellas en la noche. Para llegar a este sitio se debe ascender por escaleras y caminos al borde de acantilados. Por supuesto, cuanta con todas las medidas de seguridad.

6 – Visitar la zona arqueológica de Ollantaytambo

Ollantaytambo está ubicado a un poco más de 70 kilómetros de la ciudad de Cusco. Se trata de un pueblo tradicional con mucho valor histórico en tiempo de los incas. Este fue un importante centro administrativo y residencia de la nobleza incaica en el Tahuantinsuyo. Actualmente, uno de sus mayores atractivos es su fortaleza ubicada en una colina. Esta alberga una serie de construcciones de piedra como el Templo del Sol y los inmensos monolitos. Debido a que Ollantaytambo es paso obligatorio para abordar el tren a Machu Picchu y comenzar el recorrido de 4 días por el Camino Inca, los servicios turísticos básicos tales como restaurantes y hoteles están muy bien acondicionados para el turista.

Turistas haciendo glamping en el Valle Sagrado
Cúpulas de glamping ubicadas en acantilados del Valle Sagrado de los Incas

7 – Hacer un recorrido en cuatrimoto por el Valle Sagrado

El Valle Sagrado de los Incas es el lugar perfecto para los amantes de la aventura. Entre ellas, el recorrido en cuatrimoto es una de las experiencias preferidas por el visitante. Se trata de una aventura en cuatro ruedas por pueblos y caminos naturales. Se aprecia impresionantes paisajes tales como las montañas La Verónica y la Cordillera ‘Vilcanota’. Además es posible visitar las salineras de Maras y las Ruinas Incas de Moray. Durante el trayecto, se admira las costumbres de la gente del lugar y los inmensos campos verdes del Valle Sagrado de los Incas. En promedio, el recorrido dura de 3 a 4 horas e incluye guías y entrenamiento previo.

8 –Hacer una excursión en bicicleta por el Valle Sagrado

Para los amantes del ciclismo, la excursión en bicicleta por el Valle Sagrado es la mejor experiencia aventurera en Cusco. Se trata de un recorrido en dos ruedas por los diferentes pueblos del Valle Sagrado de los Incas. Los caminos van mayormente en descenso por asfalto. En el trayecto, hay la oportunidad de conocer los principales atractivos del Valle, tales como el mercado tradicional de Pisaq, Urubamba y Ollantaytambo. Esta aventura se realiza con todas las medidas de seguridad.

9 – Hacer zipline en Racchi

Si se quiere añadir un poco más de aventura en el viaje a Cusco, hacer zipline o tirolesa es la mejor opción. Este es un deporte extremo que consiste en deslizarse en descenso por un cable de acero a gran velocidad y distancia. En el Valle Sagrado de los Incas, se realiza en el poblado de Racchi (a 40 minutos de Cusco), desde donde se vislumbra todo el esplendor paisajístico del Valle Sagrado. El lugar de operaciones cuenta con 7 cables de diferentes distancias y velocidades de acuerdo a los nervios del visitante. Esta aventura se puede realizar en familia ya que se cuenta con las medidas de seguridad necesarias.

Pareja haciendo zipline en el Valle Sagrado de los Incas
Zipline en el Valle Sagrado

10 – Hacer canotaje en el río Vilcanota

Las aguas del río Vilcanota recorren casi por completo el Valle Sagrado de los Incas y son propicias para el canotaje. Dependiendo de la temporada del año, este se realiza en diferentes niveles. En temporada seca (de abril a octubre), las aguas sosegadas permiten hacerlo en los niveles II y III (emocionantes con poco riesgo). En temporada de lluvia (de octubre a marzo), se puede hacer en los niveles IV y V (riesgosos y con mucha adrenalina). Estos niveles avanzados se llevan a cabo en los ríos Apurímac y Tambopata. El recorrido incluye guías y los equipos necesarios.

Consejos de gente que ha estado allí

Valle Sagrado de los Incas

Gonzalo T.Por: Gonzalo T.

“¡Imperdible!“

“Imperdible no visitar estos lugares. Se aprecia la increíble grandeza y los conocimientos del Imperio Inca. El templo del Sol en Ollantaytambo y las Terrazas de Moray, realmente transmiten claramente una inteligencia y una capacidad de realización impresionante. Conviene agregar la visita a las Salineras de Maras!“

 

Por Ticket Machu Picchu – Ultima actualización, 12 marzo, 2018

 

Síguenos: